, Un sueño que no se llegó a cumplir: Emelba 7
Historia

Un sueño que no se llegó a cumplir: Emelba 7

, Un sueño que no se llegó a cumplir: Emelba 7

 

Corría el año 1985 y en España, el carrocero Emelba, situado en Gerona, buscaba reflotar su negocio con un vehículo innovador siguiendo las líneas que Renault había mostrado, un monovolumen.

Emelba era un carrocero experimentado, con modelos tanto en turismos, los cuales modificaba haciéndolos descapotables o añadiendo puertas, como en furgones, basados en coches del mercado a los que se les modificaba añadiendo un cajón o se carrozaban por completo.

Emelba fue esta vez un paso más allá, diseñando un monovolumen para 7 personas, el Emelba 7. Basado en el recién estrenado Seat Ibiza, este monovolumen presentaba un buen diseño y rendimiento. Compartía numerosas piezas con el Ibiza y estaba previsto montar unas 5000 unidades al año.

Sin embargo, los impagos a Seat hicieron que la empresa automotriz no diese más repuestos ni piezas a Emelba y sus posibilidades de seguir fabricando el monovolumen se vieron truncadas. Para salvar el proyecto, y la empresa, se presentó el 7 al concurso para ser elegido taxi único en Barcelona con vistas a los Juegos Olímpicos del 92.

Este concurso no siguió y Emelba vio truncado su futuro. Con deudas pendientes hacia Seat, Emelba acabó cerrando sus fábricas, habiendo construido únicamente 3 unidades del 7.

El 7, de no haber visto truncado su futuro quizás hubiese sido un gran éxito como lo fueron posteriormente todos sus compañeros monovolúmenes.

 

También puede gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *